Almacenamiento de queso parmesano: trucos inteligentes para almacenar queso parmesano

Si se coronara el dominio público de todos los tipos de queso, sería difícil no darle la victoria al queso parmesano. El queso parmesano tiene un sabor rico y completo que combina con casi todo. Saber cómo almacenar el queso parmesano correctamente marcará una gran diferencia en lo bien que se conserva y en el sabor y la frescura general de su cuña.

Puede parecer que no hay una forma correcta o incorrecta de almacenar el queso parmesano, pero se sorprenderá de lo rápido que se deteriora la calidad cuando no se cuida.

Hemos reunido algunos consejos para ayudarlo a encontrar la mejor manera de almacenar queso parmesano en su hogar. Este queso duro es utilizado por casi todo el mundo.

Es más frecuente en la cocina italiana, sin embargo, el mundo ha tomado este producto de leche de vaca y lo ha convertido en un ingrediente que combina bien con casi cualquier alimento.

Cómo almacenar titleimg1 queso parmesano
(rumata72 / 123rf.com)

La diferencia entre parmesano y parmigiano-reggiano

Es importante conocer la diferencia real entre el auténtico queso Parmigiano-Reggiano y el queso parmesano antes de saber dónde almacenar el queso parmesano.

Es justo decir que Parmigiano-Reggiano es queso parmesano. Sin embargo, no todo el queso parmesano es Parmigiano-Reggiano.

Esta distinción se debe a que el parmesano propio y original proviene de las regiones de Reggio, Módena, Bolonia o Mantua en Italia. Este tipo de queso duro es una Denominación de Origen Protegida (DOP) y debe proceder de esta región para ser considerado real.

El queso parmesano está hecho de leche de vaca sin pasteurizar producida entre el 15 de abril y el 11 de noviembre para garantizar que las vacas coman la hierba más fresca.

El queso se convierte en una rueda parm que pesa 66 u 88 libras y tiene al menos 14 meses. Cada rueda es inspeccionada y formalizada antes de ser enviada a Estados Unidos.

La mayoría de nosotros vemos un trozo de queso parmesano y asumimos que proviene de Italia, pero no siempre es así. Hay muchos tipos de queso parmesano. Si bien obtienes un sabor similar, el auténtico queso parmesano tiene un sabor mucho más intenso y fuerte.

También existe una opción altamente procesada que viene en un frasco de plástico con una textura granulada. Estos tipos de queso ciertamente tienen su propósito, pero no son lo mismo que el verdadero Parmigiano Reggiano.

No importa qué tipo de queso compre, almacenar queso parmesano requiere algunos conocimientos básicos. Explore este artículo para encontrar su forma favorita de almacenar queso parmesano fresco.

Cómo almacenar queso parmesano

Encontrar la mejor manera de almacenar el queso parmesano no es difícil. Siga estos consejos para almacenar queso parmesano en el refrigerador y tendrá queso fresco cada vez que cocine.

Almacenamiento de ruedas de queso parmesano

Si tiene la suerte de poner sus manos amantes del queso en una rueda de queso parmesano, necesita saber cómo almacenarlo de la manera correcta. Las ruedas de queso sin cortar enceradas duran más de 25 años o incluso más en las condiciones adecuadas.

Solo cuando acortas la vida útil. Sin embargo, no todas las ruedas de queso están cubiertas de cera.

La mayoría de las ruedas de queso parmesano tienen una corteza que anteriormente era similar al queso por dentro y están desgastadas. Sin embargo, todavía proporciona protección para el interior.

Si compró una rueda de queso empacada al vacío, es seguro guardarla a temperatura ambiente. Sin embargo, las ruedas desprotegidas deben guardarse en el refrigerador una vez adquiridas.

La mejor manera de almacenar queso parmesano

Una vez que abres una pieza de queso parmesano envasada al vacío, comienza a perder las propiedades que lo hacen delicioso. Este proceso se acelera aún más cuando lo cortas. Este proceso se puede ralentizar con un almacenamiento adecuado.

La mejor manera de almacenar el queso parmesano es en papel pergamino o papel encerado, lo que permite que el queso respire mientras mantiene el interior.

Si los envuelve en papel de aluminio resistente después de envolverlos en papel pergamino, eso es aún mejor porque los protege de las temperaturas bajo cero en el refrigerador.

Almacenamiento de queso parmesano en plástico

La mayoría de nosotros recurrimos a una bolsa de plástico o una envoltura de plástico cuando llevamos a casa un bloque fresco de queso parmesano, mozzarella o cualquier otro tipo de queso.

Este método es adecuado si no tiene pergamino o papel de aluminio a mano. La desventaja del plástico es que no permite que el queso respire. La humedad permanece atrapada dentro del plástico y el moho se forma más rápido.

Use papel de queso para queso parmesano

Es posible que no haya oído hablar de este producto de queso, pero la mayoría de las tiendas de comestibles tienen papel de queso.

El papel para queso es un material hermético que envuelve los quesos duros antes de guardarlos en el cajón para verduras del refrigerador. Funciona de manera similar al papel pergamino, pero está diseñado expresamente para el queso.

Guarda queso parmesano rallado

El queso rallado por lo general proviene del bloque de parmesano y viene precortado para su comodidad. Guarde siempre este tipo de queso en algún tipo de recipiente hermético en su refrigerador.

Este tipo de queso no dura tanto como una rueda. Vuelva a verificar la fecha de vencimiento que figura en el empaque original antes de guardarlo.

polvo de parmesano

A algunos chefs les resulta difícil referirse a este producto como queso real. Hay un tiempo y un lugar para todo. Si prefieres la textura granulada del queso en polvo, ¡no te avergüences!

Preste mucha atención a la fecha de caducidad y coloque el recipiente en el refrigerador tan pronto como se retire el envoltorio del embalaje original.

Almacenamiento de queso parmesano en aceite de oliva

Si está buscando una manera de mantener el queso fresco por más tiempo, es posible combinarlo con aceite de oliva y convertirlo en una pasta que se puede conservar hasta por seis meses.

TB 1234

aceite de queso parmesano

  • 2 tazas de aceite de oliva
  • 3 onzas de queso parmesano finamente rallado
  • ¾ onzas de queso parmesano

TB 1234

Vierta el aceite de oliva y el queso parmesano rallado en una sartén pequeña y caliente a fuego lento durante diez a 15 minutos. Revuelve la mezcla cada pocos minutos hasta que el queso se derrita y se agrupe. Retire la sartén caliente del fuego y deje que el aceite se enfríe.

Colar el aceite en un recipiente esterilizado. Agregue el queso rallado y cierre el frasco en la olla a presión. Guarde el aceite de queso durante seis meses en un lugar fresco y oscuro de su hogar.

Cómo congelar queso parmesano

El parmesano es un tipo de queso duro que tiene menos humedad que muchos quesos blandos. La baja humedad le permite congelar el queso parmesano sin cambiar la textura y el sabor en general.

Los productos lácteos no suelen pertenecer a la congelación. Este tipo de queso, sin embargo, es una excepción.

Corta el queso en porciones del tamaño adecuado según la cantidad de queso que planeas sacar del congelador y usar al mismo tiempo. Envuelva el queso en una toalla de papel y coloque las piezas en un recipiente hermético o en una bolsa para congelar.

Retire todo el aire si usa una bolsa para congelar. Para mayor protección, use una segunda bolsa alrededor de la primera para evitar olores no deseados. Etiquete las bolsas con el contenido adentro y la fecha en que comenzó el proceso de congelación.

Ponga el queso envasado en el congelador. Para mejores resultados, utilícelo dentro de los seis meses. Saque el queso del congelador y déjelo en el mostrador durante una hora para comenzar a descongelarlo antes de ponerlo en el refrigerador o cocinar con él. Si prefiere un proceso más rápido, coloque la masa congelada directamente en la sopa o estofado caliente.

Manipulación y moldeado de queso seco

Como amante del queso, se encontrará en una situación en la que el queso parmesano está demasiado seco o tiene moho. El queso seco ya no es divertido de comer, pero no hay necesidad de tirarlo todo.

En su lugar, humedezca un paño de cocina con agua y escúrralo antes de envolverlo alrededor del queso. Asegure una envoltura de plástico alrededor de la toalla y colóquela en el refrigerador durante la noche para recuperarla.

El moho no estropea el queso duro. La mayoría de las personas simplemente cortan las partes pequeñas y mohosas y usan el resto. Sin embargo, este queso no lo guardaremos por mucho tiempo porque es señal de que ya no está fresco.

El queso parmesano va bien con muchos alimentos diferentes. Desde pollo hasta pasta y ensalada, hay una razón por la que millones de personas y diferentes cocinas usan este queso.

El queso parmesano es tan versátil que siempre querrá almacenarlo de la manera correcta para eliminar el desperdicio de alimentos y mantener su sabor audaz.

Ayude a que su queso parmesano italiano se quede el mayor tiempo posible usando diferentes artículos en la casa, como papel pergamino, papel de aluminio, papel encerado, envoltura de plástico o una bolsa para congelar.  Estos productos ayudan a prolongar la vida útil del queso rallado.  #almacenamiento#queso#parmesano
(rumata72/fudio/123rf.com)

Si aprendió a almacenar queso parmesano y hacer que sus alimentos duren más, comparta estos sencillos consejos para almacenar queso parmesano en Facebook y Pinterest.

Deja un comentario